Se le ocurre tener sexo con una anaconda y paga el peor precio por su locura

Sexo con una anaconda, que loco!

Al parecer, tenía sexo con todas sus mascotas. Una de ellas fue la anaconda, su peor error.

En su afán por tener experiencias sexuales extremas, un joven de 22 años pagó el peor precio y perdió la vida al tener sexo con su mascota.

David Brown era muy aficionado a los reptiles, y tenía una colección de serpientes, tarántulas, tortugas y hasta un cerdo.

De hecho, su roedor lo mandó al hospital, pues le perforó “accidentalmente” su ano y “masticó su vía intestinal”.

Pero ni la cirugía por la hemorragia de ese incidente le impidió llevar al extremo sus bajos instintos, y se le ocurrió penetrar los genitales de una anaconda.

Fue así que lo encontraron desnudo y completamente envuelto por la mascota, mientras él seguía con una erección. Según reportes del médico forense, tardaron horas en separarlos.

Anaconda